Sentido común en Twitter. Infografía

El sentido común debe imperar en todos los aspectos de nuestras vidas, entonces, ¿por qué no aplicarlo en Twitter?

Me gustó la siguiente infografía por ser directa y concisa en esos detallitos que a muchos les falta.

1.- Rellena tu BIO en Twitter. No seas más del montón que colocan: "En progreso" "En construcción" "Bipolar" Coloca lo que te identifique, y por favor, olvida inundar tu BIO de hashtags. Puede colocar uno que sea una causa por la que luchas, algo que digas a modo propio, pero de ahí a inundar la BIO como si fuera Instagram, es otra cosa. No se ve agradable.

2.- El famoso avatar del huevito. Si hay algo más indicativo de que eres novato y no te importa un pepino como te ven los demás, es dejar el avatar tal como lo coloca Twitter cuando abres tu cuenta.

Existen los que buscan seguidores con sus fotos "seisis", los que usamos dibujos que nos representen, los que ponen sus propias fotos, en fin, sube una imagen que te guste, que no sea ofensiva y deja el huevito para la sartén.

3.- Mala práctica esa de seguir para que te sigan. Tal vez te funcione con una pequeña cantidad de gente, pero si lo que escribes no tiene "sustancia y sabor", el unfollow es inminente.

Sigue a quien te aporte contenido, que sea afin a tus gustos. Recuerda que lo que leas en tu Timeline en sólo tu culpa, tú los elegiste.

4.- El famoso truco de las frases o citas. Nada da más beneficio al tráfico hacia Google que esas cuentas que buscan las frases allí y las copian y pegan en su Twitter. Sí, como no, la gente se identifica y les gusta. No digo que de vez en cuando esté mal, pero te doy un dato: La mayoría de esas cuentas hechas con frases y citas sólo buscan engordar sus numeritos para luego vender su cuenta, es por eso que de repente vez que más nunca leíste a "@FrasesDeEnsueño" y comenzaste a leer sin saber cómo a "@PregúntameCómoHacerDinero"

5.- Respuestas automáticas o DM automáticos. Esto si que es un mata-pasiones. Por más que lo quieran hacer "natural" se le ven las costuras y da la sensación de que acabas de seguir a un robot.

6.- ¿Hashtags en Facebook? Pues ya esa red social los acepta, pero de ahí a llenar tu muro con algo que tu familia ni sabe que es porque no tienen cuenta en Twitter, es otro asunto. Por eso, lo mejor es no hacer la misma actualización en ambas redes.

7.- Curar contenido. Ves una noticia y te gustó para compartir, entonces la copias y pegas tal cual, tipo RSS. Imprímele tu toque personal comentando antes o haciendo el titular más a tu estilo.

8.- En la infografía dice que los Tweets cortos no dicen nada, no estoy de acuerdo. Se puede decir mucho en un tweet corto. Mi recomendación es saber que tienes 140 caracteres (no 160 como dice allí) para escribir algo con sentido y que debes hacer que sea de 120 o 130 si quieres que ese tweet sea compartido o retwitteado.

9.- Las mejores horas para Twittear las sabrás tú mejor que nadie, pues conoces tu timeline y las respuestas de quienes te siguen. Recuerda que pueden seguirte personas de varios husos horarios.

10.- Las noticias pasan rápido, pero no siempre son pasado. Yo misma he colocado artículos de dos días antes y mis seguidores no las habían leído, así que difiero un poco, a excepción de las noticias urgentes o de esa gente que hace RT a un Tweet de algo que pasó, ya se solucionó y no viene al caso traer a colación de nuevo.



Publicidad